5 jun. 2007

Robert Altman

Robert Altman

Robert Altman es un auténtico peso pesado del cine. Guiado por su permanente interés por el séptimo arte, Altman ha hecho prácticamente de todo: guionista, director, productor, actor. Un hombre que conoce como nadie los entresijos de la profesión y que tiene a sus espaldas un sinfín de títulos interesantes tanto en cine como en televisión.

Robert Altman es uno de los directores más personales y respetados del cine actual, y eso que llegó al oficio casi por casualidad: antes de introducirse en este mundo había probado fortuna en otros campos, desde alistarse en el ejército a estudiar ingeniería.

Su primer contacto con el cine le llevó hasta Nueva York, donde trabajó como guionista, pero después regresó a Kansas y durante un tiempo se dedicó a la creación de películas empresariales y documentales. Ese empleo le permitió ahorrar el dinero para financiar sus propias producciones: de ahí surgió en 1957 The Delinquents, que ya mostraba el particular estilo cinematográfico del director.

Altman tuvo una destacada carrera como director de programas televisivos, entre los que figuran episodios de series como Alfred Hitchcock presenta o Bonanza. Eso le permitió experimentar con la técnica narrativa y aprender a sacarle partido a un presupuesto limitado. En 1970 llegó su primer gran éxito en la gran pantalla: MASH, con el que obtuvo numerosos premios y varias nominaciones a los Oscar, entre ellas la de mejor director.

También forman parte de su filmografía títulos como Nashville, El juego de Hollywood o Vidas cruzadas, tres películas por las que Altman fue nominado al Oscar al mejor director. En su currículum cinematográfico aparecen también trabajos como Prêt-à-Porter, Kansas City, Cookie's Fortune o más recientemente El doctor T y las mujeres y Gosford Park.

No hay comentarios: